¿Cómo afecta el diseño de espacios en el hogar a tu estado de ánimo?

Aunque no lo parezca la estética y decoración del hogar afecta directamente nuestro estado de ánimo, la decoración de nuestros ambientes no solo influye de forma positiva o negativa en la imagen de nuestra casa, sino que también puede afectar directamente nuestro estado de ánimo.

La imagen que proyecta un hogar es realmente importante más allá de lograr el equilibrio ideal entre los elementos, iluminación, color y demás por mera estética o tendencia, cuando seleccionamos determinados aspectos debemos ser conscientes que estos influyen en nuestro estado de ánimo, más en concreto afecta nuestra percepción sensorial que de forma directa repercute en nuestro estado de ánimo.

Cuando elegimos determinados elementos o combinación de factores para el diseño o reestructuración de nuestros hogares podemos lograr que nuestro cerebro perciba ciertos patrones o señales que terminen por hacernos sentir en el mejor de los casos, seguros, cómodos, resguardados, relajarnos al distraernos de aquellos estímulos externos que causan estrés o molestias, pero algunos patrones, colores o combinaciones de elementos pueden estimular nuestro cerebro de forma negativa poniéndonos en estado de alerta constante, la psicología color por ejemplo es uno de los temas más relevantes dentro del ámbito del interiorismo, quizás en los adultos pase desapercibido de forma superficial pero en el caso de los más pequeños podemos incluso generar traumas.

Tanto las dimensiones del ambiente, el color, las texturas, formas, elementos y demás, todo juega un papel crucial cuando se trata de los más pequeños, especialmente porque ellos perciben la realidad o mejor dicho procesan la realidad y sus elementos de forma diferente, nosotros podemos expresar inconformidad o molestia ante determinada situación, en el caso del diseño de nuestros hogares simplemente realizaríamos el cambio necesario, por otra parte los más pequeños simplemente serían incapaces de reconocer que genera dicha molestia, incluso algunos adultos se pueden encontrar en la misma situación, quizás si te sientes en constante estado de alerta, estresado, desconcentrado o algo similar en tu propia casa, tal vez sea hora de plantear un cambio de imagen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.