¿Cómo pensar igual que un científico? Te lo dice un Premio Nobel

Fue Carl E. Wieman y su conjunto del National Institute of Tecnology quienes hace 70 años conquistaron el quinto estado de la materia, el ultrafrío. La construcción del condensado Bose-Einstein (BEC) le dio a Wieman y a sus colegas el galardón de mayor relevencia en el campo de la exploración científica, el Nobel. 30 años luego Carl ejecuta una exclusiva conquista.

“Hace 30 años mientras intentaba conseguir que mis estudiantes pensaran como físicos, hallé algo que me dejó desconcertado, los estudiantes no podían trabajar con exploración, entonces me pregunté: ¿cómo aprende la multitud, cómo aprenden física? Aquí surgió la exploración de la educación científica”, narra el premio Nobel de Física de 2001.

El investigador de la lección está convencido que para editar la educación “no hay que llevar a cabo algo nuevo, sino algo que funcione”.

Del mismo modo que un músculo, el cerebro es un órgano ejercitable. Hoy la exploración científica de Carl E.Wieman y su conjunto revela un procedimiento para hacer mas fuerte las conexiones neuronales, hablamos de una eficaz forma de lección de la ciencia.

La creación de cerebros
“El inconveniente es que los profesores llenamos los cerebros de información cuando deberíamos moldearlos”, enseña Wieman. Al localizar el inconveniente, el investigador recurrió a su conjunto para trabajar y se apoyaron de la psicología conductual para hacer mejor la educación en la ciencia.

El cerebro es un órgano complejo, no se ha descifrado todavía, pero entendemos que en algún desarrollo de estudio hay neuronas realizando conexiones entre sí. Al suponer se dejan libre algunos químicos que tienen la posibilidad de hacer mas fuerte la conexión entre las neuronas.

“El desarrollo de estudio es el hacer mas fuerte o debilitar algunas conexiones de una forma cierta. No entendemos cómo almacenamos información, pero sí cómo hacer mas fuerte las conexiones”, dice el investigador de la educación.

El sistema nervioso central resuelve inconvenientes al cambiar la forma en que conectan las neuronas, “entre más supongas en solucionar cierto tipo de inconvenientes, va a existir más conexiones que apoyan a ese estudio y te van a ayudar a suponer de manera científica”, enseña Wieman.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.