Eritronio: El elemento químico descubierto en México… ¡y nunca reconocido!

Pasaron 150 años de la publicación de la primera tabla diaria de los elementos químicos en 1869.
Este año coincide con los aniversarios de una secuencia de hitos indispensables de la química. En especial, con el aislamiento del arsénico y del antimonio por Jabir Ibn Hayyan hace unos 1200 años; el hallazgo del fósforo hace 350 años; la publicación de una lista de 33 elementos químicos clasificados en gases, metales, no metales, y térreos por Lavoisier en 1789; el hallazgo de la ley de las tríadas por Döbereiner en 1829, y el hallazgo del francio por Marguerite Perey en 1939, etc varios.

El descubrimiento del Eritronio
En ese mismo marco los mexicanos recordaremos esta semana los 170 años de la desaparición de Andrés Manuel del Río. explorador del elemento químico vanadio. El naturalista hispano murió en la Localidad de México el 23 de marzo de 1849. Fue el primero en investigar muestras de mineral que proceden de Hidalgo, y en llegar a la conclusión de que este tenía dentro un nuevo elemento metálico. Experimentando en su laboratorio en 1801, visualizó que al ser calentados los compuestos que lo contenían adquirían una tonalidad de color rojo, por lo cual tomo la decisión de llamarlo eritronio, que por su procedencia griega significa rojo.

Un año luego, cuando se descubrió con Alexander Von Humboldt, Andrés Manuel del Río le dio unas muestras para que lo sometiera al exámen de un laboratorio europeo. No obstante, los resultados no fueron positivos. El químico francés Collet Descotils, al llevar a cabo los experimentos, confundió el cromo con el eritronio y divulgó en la revista Annales de Chimie, un artículo negando la presencia del reciente elemento. Esta publicación francesa de enorme prestigio, donde fué editor Antoine Lavoisier, sigue estando hasta hoy. En 1831 el químico sueco, Nils Gabriel Sefström, redescubrió al elemento llamándolo vanadio.

En defensa del hallazgo
Andrés Manuel del Rio defendió la paternidad del hallazgo por un tiempo, pero en ese momento no era simple acreditar los resultados que se consiguieron en el conjunto de naciones americano frente una red social científica dominada por los de europa. Hasta la actualidad no se logró reivindicar el descubrimiento.

Algunos norteamericanos propusieron cambiar el nombre de vanadio por rionium para llevar a cabo de esa forma justicia de prioridad en el hallazgo por Andrés Manuel del Río, pero la sugerencia no fue aceptada.

Para el costarricense Gil Chaverri Rodríguez las cosas fueron diferentes. En 1952, ha propuesto una localidad en la tabla diaria para los lantánidos y actínidos en una secuencia concordante con su número atómico. El número atómico es el número de protones que tiene dentro un átomo, y tiene una predominación sustancial en el arreglo de los electrones que definen las caracteristicas químicas del elemento. La iniciativa del científico de Costa Rica fue realmente bien recibida. Gil Chaverri Rodríguez vivió tiempos de más apertura, y fue reconocido hasta su muerte en mayo de 2005.

Andrés Manuel del Rio detalló numerosos minerales, y contribuyo con técnicas de extracción y provecho para la industria minera. Surgió español y murió en nuestro estado a los 84 años, cuando México ya era sin dependencia. Por eso, bien tenemos la posibilidad de decir que el elemento químico vanadio-eritronio es un descubrimiento mexicano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.